Open

El brasileño Neymar, delantero del París Saint-Germain (PSG), protagonizó este domingo el encuentro que su equipo disputó contra el Rennes, que ganó por 3-1 la escuadra parisina, al regalar su camiseta a un niño que se había ingresado llorando en el terreno de juego.

Las imágenes difundidas por las redes sociales muestran cómo el pequeño se lanza entre sollozos a los brazos de la estrella del conjunto galo.

Agentes de seguridad acudieron inmediatamente para apartar al niño, pero Neymar insistió en que no se lo llevaran a la fuerza. Momentos después, el delantero le ofreció su jersey y se ganó los aplausos del público por ese gesto.

Es la segunda vez esta temporada que una escena similar se repite. La primera fue el pasado 2 de septiembre en un partido contra el Nîmes (2-4), en el que un niño se dirigió a él también entre lágrimas y le dio un gran abrazo tras su regalo.