Open

Liga Española

Barcelona y Umtiti avanzan en busca de la renovación

01/05/18 - 13:32
Samuel Umtiti y el Barcelona avanzan para llegar a un acuerdo de renovación del jugador francés por el club...

Samuel Umtiti y el Barcelona avanzan para llegar a un acuerdo de renovación del jugador francés por el club blaugrana con paso más firme que el de hace un par de meses, que fue cuando los representantes del jugador se dirigieron a la secretaría técnica de la entidad para informarles que tenían jugosas ofertas para cambiar de aires. En ese momento, la situación entre ambas partes se tensó mucho, puesto que las posiciones de ambas partes estaban muy alejadas. 

Por un lado, el futbolista pedía un aumento de sueldo que le situara en el segundo escalón salarial de la plantilla, mientras que el club no transigía. A día de hoy, parece que las posiciones se han acercado y que el acuerdo podría llegar antes de que acabe la temporada oficial y que el futbolista se incorpore a la selección francesa para jugar el Mundial.

La cláusula de rescisión de Umtiti, 60 millones, es la segunda más baja de la plantilla blaugrana. Sólo Denis, 50 millones tiene un precio de salida más bajoque el del central. Por comparar, Umtiti, titular indiscutible para Valverde, tiene la misma cláusula de rescisión que jugadores que apenas juegan como Cillessen o que apenas cuentan como Digne o Aleix Vidal.

Este hecho ha llevado a grandes clubs de Europa a interesarse por él. Especialmente, el Manchester United de Mourinho, que le ofrece un salario que triplica lo que cobra actualmente en el Barcelona.

Umtiti tiene contrato con el Barcelona hasta el 30 de junio de 2021, pero desde el club ya han visto claro que si no le mejoran las condiciones, el francés se irá. Toda la tensión que se vivió entre los negociadores hace un par de meses parece haberse diluido y los canales de comunicación se han restablecido y ambas partes reman para el común objetivo de que Umtiti se quede en el club mejorando sustancialmente su ficha y su cláusula de libertad. El secretario técnico, Robert Fernández, que mantiene muy buena relación tanto con el jugador como con su entorno (tiene como agente a su hermano) es el que está llevando el peso de las negociaciones reconduciendo una situación que hace un par de meses estaba en la cuerda floja.