Open

Fútbol Internacional

España avanza como segundo lugar tras golear a Eslovaquia

23/06/21 - 13:00
La Selección de España superó el suplicio de la fase de grupos y ya puede ilusionarse con un lavado...

La Selección de España superó el suplicio de la fase de grupos y ya puede ilusionarse con un lavado de rostro para lo que sigue, una vuelta de página en los octavos de final de la Eurocopa. Los dirigidos por Luis Enrique plasmaron su supremacía sobre el césped de Sevilla y derrotaron sin discusiones por 5-0 a Eslovaquia.

Es cierto: su rival lució limitado, con escasos recursos y replegado, a la espera de algún contragolpe bendito. Pero La Roja hizo pesar sus nombres, su buena circulación de balón y su dominio colectivo para justificarlo con una victoria clara.

Los goles costaron, sí, pero no había dudas de que llegarían, ya que el muro eslovaco no parecía infranquable. La primera ocasión se produjo a los 7 minutos, después de que Koke anticipara a Jakub Hromada: en su intento de despeje, el defensor pateó la pierna del hombre de Atlético de Madrid y el árbitro necesitó de la asistencia del VAR para sancionar penal.

Una vez que escuchó a sus colaboradores y revisó la imagen, el neerlandés Björn Kuipers sancionó la pena máxima y fue Álvaro Morata el que se paró en busca de su conquista. Sin embargo, su remate cruzado fue tapado por Martin Dubravka y el delantero madrileño masticó bronca.

Los locales igualmente perserveraron en La Cartuja y no mermaron su ritmo. Primero, Pablo Sarabia no pudo tocar de zurda ante un gran centro de Pedri y, luego el propio joven de Barcelona no llegó al buen envío de César Azpilicueta. Más tarde, Morata se fabricó otra acción de riesgo y nuevamente quedó frustrado ante la atajada del guardameta de Newcastle.

Finalmente, a los 29', una mala salida del fondo eslovaco le permitió a Sarabia despachar un zurdazo: el balón pegó en el travesaño, se elevó y, mientras bajaba peligrosamente, Dubravka la mandó dentro de su propio arco para un insólito primer gol español.

A los 36' fue la primera aproximación del visitante, con la escapada de Ondrej Duda para quedar mano a mano con Unaí Simon. Aunque la jugada -que tuvo la defensa roja muy adelantada- fue invalidada por fuera de juego. Y la definición, vale mencionar, también fue fallida ya que el delantero envió su disparo afuera.

El cierre de la primera mitad le dio mayor aire en el marcador a los de Luis Enrique a partir de la aparición de Aymeric Laporte, quien con un gran salto sacó rédito del centro de Gerard Moreno y no perdonó con el cabezazo.

La segunda mitad fue una fiesta para España y un golpe positivo para su ánimo ante un adversario completamente desarmado. A los 13', Jordi Alba lució la asistencia letal que acostumbra desde la izquierda y tocó para Sarabia: el de PSG definió de primera y celebró el tercero.

Cuando corrían 22' en el reloj, Sarabia -omnipresente en las jugadas de peligro- pasó dentro del área al recién ingresado Ferran Torres y éste se dio el lujo de marcar de taco dentro del área chica. Acto seguido, Pau Torres forzó el autogol de Juraj Kucka y el dueño de casa selló su goleada con manita, como les gusta decir en ese país.

Después de un arranque de dudas en la EURO a raíz de dos empates, España accedió a los octavos como segundo del Grupo E -detrás de Suecia- y ahora se medirá con Croacia por un lugar en cuartos.