Open

Fútbol Internacional

Argentina se impuso en Calama y complicó la clasificación de Chile

28/01/22 - 08:03
Por la decimoquinta jornada de las Eliminatorias sudamericanas, Argentina superó 2-1...

Por la decimoquinta jornada de las Eliminatorias sudamericanas, Argentina superó 2-1 a Chile en el desierto de Calama.

Sin Lionel Messi ni Lionel Scaloni, entre varias ausencias, y jugando a más de 2200 metros de altura sobre el nivel del mar, la Albiceleste logró un triunfo que comprometió seriamente las chances de clasificación de La Roja, que quedó séptima a falta de tres jornadas para el final.

Los locales, entendiendo que la victoria era el único resultado favorable, asumieron la iniciativa desde el silbatazo inicial y salieron a buscar el partido. Se adueñaron de la posesión de la pelota e intentaron volcar el juego por la banda izquierda, donde Alexis Sánchez, el más desequilibrante de su equipo, entró en acción y fue un problema constante para la defensa rival.

Por su parte, los dirigidos por Walter Samuel, más allá de los arrebatos de Sánchez o en menor medida de Eduardo Vargas, no se sintieron incómodos cediendo el protagonismo y se dispusieron a replegarse para salir rápido de contragolpe luego de recuperar el balón.

Justamente los dos goles de los visitantes llegaron a partir de intercepciones y réplicas inmediatas, encontrando mal parados a los de Martín Lasarte. Primero, Ángel Di María frotó la lámpara y en su característico movimiento de derecha al centro inventó un golazo con el borde interno de su botín zurdo.

Más tarde, Claudio Bravo, quien después sería reemplazado por una molestia en uno de sus aductores, dio rebote ante un remate de media distancia de Rodrigo de Paul y Lautaro Martínez, en posición de centrodelantero, lo capitaliza para decretar el resultado final.

Entre las alegrías argentinas, Ben Brereton, asistido por Marcelino Núñez, le había ganado la espalda a Nahuel Molina para cabecear y empatar provisoriamente el encuentro. Emiliano Martínez tuvo algo de responsabilidad, aunque luego compensó con atajadas determinantes para sostener la ventaja.

En definitiva, al margen de ciertas situaciones aisladas, a Chile le faltó volumen de juego y lucidez en el último tercio para atacar con profundidad. Argentina, por su parte, sintió el efecto de la altura en el complemento y no se defendió con la pelota como seguramente le hubiera gustado al cuerpo técnico, pero supo jugar con la desesperación de su adversario para quedarse con los tres puntos.

Foto: Argentina Oficial